Al utilizar ELHOGARNATURAL  acepta que pueda instalar cookies para ofrecerle una mejor experiencia de navegación en nuestra página. Si continúa navegando entendemos que acepta nuestra política de cookies. Ver Política de cookies

 

 

 

Siguenos en:  

 

 

Web

www.elhogarnatural.com

 

Plantas y Vegetales

 

 

Cuidados

 

 

Varios

 

 

Reportajes

 

 

Rincones Mágicos

 

Amsterdam 
Angkor Wat 
Árbol encadenado 
Arboreto Luis Ceballos 
Bahía de Ha-Long 
Bosque de la Herrería 
Bosque el Forestal de Villaviciosa 
Casa de Campo/Casa de Vacas 
Chozo Kindelan 
Dalieda de San Francisco 
Dehesa de Navalcarbón 
El Alcornoque del Bandolero 
Finca Mataespesa 
Invernadero Estación Atocha 
Invernadero Palacio de Cristal 
Invernaderos del Jardín Botánico 
Jardín de las Tres Culturas 
Jardín del Príncipe de Anglona 
Jardín vertical 
Jardines de Cecilio Rodríguez 
Jardines de El Escorial 
Jardines Cuatro Torres 
Jardines del Campo del Moro 
Jardines La Granja San Ildefonso 
Jardines del Palacio del Pardo 
Jardines Palacio Real / Madrid 
La Gran Muralla China 
Lagos Plitvice / Croacia 
Las Islas Vírgenes Británicas 
Madeira 
Monte de El Pardo 
Mustang: reino perdido Himalaya 
Palmira (Siria) 
Parque el capricho 
Parque del Oeste 
Parque del Retiro 
Parque Nacional Torres del Paine 
Parques de Villalba / Madrid 
Presa del Grajal/Colmenar Viejo 
Quinta de la Fuente del Berro 
Quinta de Los Molinos 
Ruta a la Peña del Arciprestre 
Ruta Camino del agua/Cercedilla 
Ruta Cascada Purgatorio/Rascafría 
Ruta de la Presa del Gasco 
Ruta de las Caras 
Ruta Molinos Río Perales 
Ruta Tejos Milenarios (Rascafría) 
Senda botánica-Torrelodones 
Valle de la Fuenfría/Cercedilla 

 

Vídeos

 

 


 

 

Raíz      Tallo      Hoja      Flor      Semilla y fruto

 

 

Una semilla es el óvulo maduro de una gimnosperma o de una angioesperma. Una semilla contiene el embrión del cual crecerá una planta nueva. También contiene una fuente de alimento almacenado y está envuelto en una capa protectora. Este alimento comienza como un tejido fino llamado endospermo que es provisto por la planta progenitora y puede ser rico en aceite o almidón y en proteínas.

En algunas especies, el embrión se aloja en el endospermo, que la semilla utilizará para la germinación. En otros, el endospermo es absorbido por el embrión mientras que el último crece dentro de la semilla en desarrollo, y los cotiledones del embrión se llenan del alimento almacenado. En la madurez, las semillas de estas especies carecen de endospermo.

La germinación es un proceso que tiene lugar en el momento adecuado. Mientras tanto las semillas pueden estar aletargadas durante largo tiempo, dependiendo del tipo de especie que se trate. En algunas especies esta debe producirse en un período relativamente corto de tiempo, o la semilla se pudre. En otros casos, la germinación puede esperar cientos de años.

Cuando la germinación empieza, la radícula sale en primer lugar, dirigiéndose hacia el micrópilo y perforando la testa. Se introduce en la tierra, produciendo las raíces. El hipocotilo se extiende y hace que la semilla emerja del suelo. Los cotiledones se abren. Por desarrollo de la plúmula, por encima de ellos,   aparece el epicotilo y por debajo el hipocotilo, conformando el tallo. Los cotiledones se marchitan y nuevas hojas surgen en el tallo. Este es un tipo de proceso germinativo, el que eleva los cotiledones por encima de la tierra y se le denomina   germinación epigea, pero algunas veces los cotiledones se quedan debajo de la tierra y es llamada germinación hipogea.

Tras producirse la fecundación, las flores pierden sus pétalos y sus sépalos el carpelo sufre una serie de transformaciones para acoger al óvulo recién fecundado. Los óvulos crecen y se transforman en semillas, al mismo tiempo el ovario del carpelo se engrosa y madura, hasta convertirse en un fruto que rodea a la semilla, con la finalidad de protegerla y dispersarla en el momento oportuno.

En las plantas angiospermas, el fruto proviene del ovario de la flor tras ser fecundado. La pared del ovario se transforma en pared del fruto y se denomina pericarpio. La función del pericarpio es proteger a la semilla.

En las plantas gimnospermas y plantas sin flores no hay verdaderos frutos, aunque a estructuras reproductivas como los conos de los pinos, comúnmente se les tome por frutos.

Las funciones del fruto son contener y proteger a la semilla, contribuir a la dispersión de la semilla y atraer animales que dispersen las semillas.

Los frutos se dividen en dos grandes categorías: los que proceden de una sola flor o frutos propiamente dichos que pueden ser secos o carnosos y ambos dehiscentes o indehicentes, según que su pericarpo se abra o no, y los que proceden de una inflorescencia, o infrutescencia, pero con apariencia de un solo fruto.

El fruto es la parte de los vegetales que está a cargo de proteger las semillas y asegurar su dispersión. Es el resultado de la fecundación del ovario, especialmente por el engrosamiento de las paredes de éste, aunque algunos frutos tienen otro origen ya que pueden proceden del engrosamiento del receptáculo floral o de otro lugar de la flor.

 

 

PARTES DEL FRUTO  

 

Pericarpo: Parte del fruto que envuelve a las semillas. Consta de tres partes:

 

Exocarpo o epicarpo:

Parte del pericarpio que suele proteger al resto del fruto del exterior.

 

Mesocarpo:

Parte intermedia del pericarpio en los frutos carnosos.

 

Endocarpo:

Capa interior del pericarpio.

 

 

Semilla: Parte del fruto que da origen a una nueva planta; es el óvulo fecundado y maduro..

 

 

 

PARTES DE LA SEMILLA

 

Embrión: Plantita en miniatura en estado de vida latente o letargo. Se forma generalmente como consecuencia de la fecundación de la oósfera. Está formado por:

 

Radícula: Rudimento de la raíz en el embrión de las plantas superiores.

 

Plúmula: Yema que se encuentra en el lado opuesto de la radícula

 

 Hipocotilo: Parte de la planta que germina de una semilla.

 

Cotiledón: Primera o cada una de las dos primeras hojas del embrión de una planta fanerógama. Su número constituye un carácter para la división de las angiospermas. Las planta se clasifican en:

                - monocotiledóneas (con un solo cotiledón).

                - dicotiledóneas (con dos cotiledones).

 

Endospermo: Tejido del embrión de las plantas fanerógamas que le sirve de alimento.

 

Epispermo: Conjunto de las cubiertas de la semilla.

 

 

TIPOS DE FRUTOS

 

- Simples: Aquellos que se desarrollan a partir de un solo pistilo, que puede ser mono o pluricarpelar, pero siempre están fusionados, como por ejemplo las uvas, las naranjas o el melón.

 

- Carnosos: Aquellos en los que el pericarpo es jugoso, carnoso o a veces fibroso y rodea a las semillas.

 

 

- Secos: Aquellos cubiertas por una cáscara más o menos dura, según las especies.

 

 

- Dehiscentes: Proceso de apertura espontánea del fruto para dejar salir las semillas. Puede producirse a través de orificios circulares o poros, o por medio de rajaduras longitudinales o transversales. 

 

- Cápsula: Fruto seco polispermo, dehiscente, unilocular, formado por varios carpelos.

 

 

 

-  Folículo: Fruto seco, monocarpelar, dehiscente por la sutura ventral.  

 

 

 

-  Legumbre: Fruto seco, simple, dehiscente. Contiene más de una semilla. Se abre por la parte ventral y dorsal.        

 

 

 

-  Silicua: Fruto en cápsula, alargado, bicarpelar, entre cuyas placentas se desarrolla un falso tabique membranoso. 

     

     

Indehiscentes: Se aplica al fruto cuya cubierta no se abre espontáneamente cuando madura para liberar las semillas.

 

Aquenio: Fruto cuyo pericarpio no está soldado a la semilla. Si va protegido por una cúpula de material lignificado recibe el nombre de glande. Cuando posee una expansión membranosa en forma de ala que facilita su dispersión se le llama sámara.

 

 

- Baya: Fruto carnoso, de epicarpo gralte. delgado y mesocarpo y endocarpo carnosos.

 

 

 

- Cariópside: Fruto seco, a cuya única semilla está íntimamente adherido el pericarpio.

 

 

- Drupa:  Fruto monospermo de mesocarpio carnoso coriáceo o fibroso y endocarpio leñoso.

 

 

- Esquizocarpo: Fruto simple indehiscente seco. Generalmente contiene más de una semilla.

 

 

Hesperidio: Baya de epicarpio grueso y esponjoso, dividido en secciones envueltas en telillas membranosas.

 

 

-   Núcula: Fruto seco indehiscente de pericarpio óseo.

 

 

- Nuez: Es una drupa de forma ovoide, de dos cortezas.

 

 

 Pepónide:  Fruto carnoso unido al cáliz, con una sola celdilla y muchas semillas adheridas a tres placentas, como la calabaza, el pepino y el melón.

 

 

Pixidio: Similar a la cápsula, que se abre por una sutura transversal o circuncisa.

 

 

Poliaquenio: En los que se forman varios frutos secos e indehiscentes de tipo aquenio en la misma flor.    

 

 

Polifolículo: Fruto múltiple procedente de un gineceo pluricarpelar y coricárpico que origina numerosos folículos.

 

 

Polidrupas: Fruto en el que diferentes carpelos forman drupas que se insertan en el mismo receptáculo.    

 

 

Pomo: Fruto polispermo de mesocarpio carnoso y endocarpio cartilaginoso donde se alojan las semillas.

 

 

- Sámara: Fruto seco indehiscente cuyo pericarpio se halla extendido a modo de ala a fin de facilitar su dispersión, como los del olmo y el fresno.

 

 

 

Definiciones extraídas de "Diccionario Enciclopédico Vox 1 -  Larousse Editorial, S.L."

 

 

 


Copyright (c) 2005 - 2014. Licencia Creative Commons By-excepto los vídeos-By-Nc-Nd